Boca demostró su juego y dejó a Racing sin respuestas

Racing iba por el partido de vuelta frente a Boca, en la bombonera, por la semifinal de la Copa Libertadores. Los roles se intercambiaron, Boca tuvo el control y se clasificó a la siguiente fase mientras que Racing ya no le encontraba más vuelta. Los goles fueron de Eduardo Salvio y Frank Fabra 


El encuentro por parte de Boca, en los primeros minutos comenzó a presionar los movimientos de Racing, que necesitaba más seguridad y precisión en su juego. En comparación al partido de ida, los roles se invierten. El Xeneize tuvo el absoluto control de los primeros minutos. Tal es así, que advirtió desde los 10´ por el lado izquierdo, Frank Fabra con un centro atrás para que le quede un remate por parte de Tevéz pero la gran atajada del arquero de "La Academia", Gabriel Arias salvo el resultado.

Racing comenzó a crear jugadas de la mano de Eugenio Mena por el lateral izquierdo. Boca seguía el mismo juego con Fabra.

A los 23' desde el lateral derecho, Sebastián Villa para Fabra que dio un centro hacia Eduardo Salvio y con un cabezazo al segundo palo abrió el marcador y empató la serie 1 a 1.

Luego de varias jugadas cortadas y sin ningún fin, Racing logró un pase en profundidad con Fabricio Domínguez, con un centro hacia Melgarejo dando un remate desviado, pero siendo la jugada más clara por parte del visitante.

El Xeneize siguió con su intensidad, Tevéz nuevamente, con una asistencia perfecta de Salvio y un centro acompañado de un remate casi inatajable por parte del arquero que volvió a darle tranquilidad a Racing. El equipo visitante no encontraba enganche para llegar al área, no tenía pase hacia Rojas y Lisandro o Melgarejo, y necesitaba la participación de Nery Domínguez más arriba para crear esa precisión, fluidez y rapidez en el juego.

A los 38´ Salvio remató de cabeza desde el lado derecho del área medio desviado, pero generando otra advertencia y más peligro para Racing.

Boca tenía al “Pulpo” González como dueño del mediocampo, dando indicaciones como guía, y también colaboró en la ofensiva y fue de gran ayuda para la defensa. También se destacó mucho la participación del capitán del Xeneize, Villa, Fabra y Salvio quienes mas desbordaban y complicaban a La Academia. 


Casi terminando el primer tiempo el local bajo su intensidad, pero la posesión de la pelota era la misma, por más de que perdió algunas posibilidades tuvo un gran nivel en los laterales y con la presencia constante en el momento exacto de Tevez para rematar. 

Las dos caras opuestas, Racing tuvo que hacer dos cambios, Augusto Solari y Darío Cvitanich por Fértoli y Rojas. Mientras que Boca no tuvo la necesidad de realizar alguna modificación en su juego. 

En el segundo tiempo, Racing intentó mejorar, logró unos minutos la tenencia de la pelota, pero las jugadas no llegaban, no servían y a los 59´ un penal inesperado por parte de Lisandro López sobre Salvio. Villa encargado de patearlo, fue al primer palo sacando diferencia y dejando el encuentro 2 a 0. 

Racing no tuvo firmeza en los últimos minutos del segundo tiempo, varios jugadores no lograron el rendimiento necesario para lo que ameritaba el partido, perdió la poca tenencia de la pelota que obtuvo, y nunca logró conectar las líneas de pase, claramente su única salvación en este encuentro fue su arquero, Gabriel Arias. Por el otro lado, Boca fue totalmente superior en la mayor parte del partido logrando la clasificación a la semifinal.


-Carolina Batlle