Central Córdoba no encuentra su rumbo

 En el cierre de la tercera fecha de la Copa Liga Profesional, el Ferroviario no pudo contra Colón en Santa Fe y perdió por 2 a 0.

 


 El sabalero golpeó desde el vestuario con complicidad de la defensa del Ferro, que no tuvo una buena noche, al igual que el equipo en general.

Cristian Bernardi fue el autor del primer tanto a los cinco minutos de comenzado el encuentro. A partir de ahí, todo fue del local. Lértora, Escobar y Aliendro, se encargaron de manejar la pelota y ganar con mucha firmeza el mediocampo, mientras que Chancalay y Bernardi, se movían por todo el frente de ataque desorientando y complicando a la defensa ferroviaria.

Central Córdoba nunca encontró el norte en su brújula. Los mediocampistas se vieron desbordados por la presión que ejercían los jugadores de Colón y los defensores no podían hacer pie ante las constantes situaciones de gol que le generaba el rival.

Los primeros 45 minutos fueron para el olvido, tan así que, Alfredo Berti, decidió a los 30 minutos, reemplazar a Abel Argañaraz por Sebastián Ribas.

El segundo tiempo fue un poco más diferente, el Ferroviario se asentó en el campo y pudo desplegar su juego un poco más. Le quitó la pelota a Colón, que tuvo muchos momentos en donde se vio dubitativo y no podía establecer las conexiones futbolísticas que se destacaron en la primera mitad.

Las situaciones de peligro tardaban en llegar por parte de ambos hasta que, en una contra comandada por Bernardi, el “pulga” Rodríguez, a los 82 minutos hizo un gol para cerrar el estadio. Un baldazo de agua fría para los de Santiago del Estero que, sin muchas ideas, pero con variantes que le dieron aire al equipo, buscaba empatar un partido que, claramente, nunca estuvo a su alcance.

El tren sigue sin encontrar su rumbo y la próxima estación es Avellaneda, en donde visitará a Independiente el día sábado con la obligación de sumar de a tres.  


Autor: Martín Sequeira