Los preparativos de Miguel para la definición

 Boca jugará con Caracas para definir quién se queda con el grupo y Miguel Russo ya comienza a afinar sus once de arranque.



Amonestados, vueltas de lesiones y debuts de arranque se huelen en el Complejo de Ezeiza. Boca necesita ganar para llevarse el grupo y aventajar localía en el sorteo de los cruces de la fase final de la Copa Libertadores. Es por esto que planifica tirar la carne al asador contra Caracas en La Bombonera.

La primer baja sensible es la de Jorman Campuzano. El colombiano de gran pasar por el Xeneize recibió amarillas en la vuelta de esta copa ante Libertad en Paraguay y DIM en su Colombia natal, está al límite de quedar suspendido por acumulación y Russo no quiere perderlo para los octavos de final. Por esto, Nicolás Capaldo se perfila para ir de arranque junto a Pol Fernández en el círculo central.

La segunda modificación es la vuelta de Julio Buffarini luego de su desgarro. El cordobés recuperó terreno en los entrenamientos y amistosos, y formará parte del once inicial que buscará quedar líder frente a los venezolanos. El sacrificado será Leonardo Jara, que sin destacarse cumplió con su rol y objetivo en los partidos anteriores.

Por último, por primera vez estará de arranque Edwin Cardona en este segundo paso por el equipo de La Ribera. El lugar que primero ocupó Gonzalo Maroni y luego Agustín Obando, será el que Cardona se apodere en la última fecha de la fase de grupos del certamen continental.

Por lo tanto, serán tres cambios los que proponga Miguel Ángel Russo que luego de mucho tiempo decide tocar el equipo en serio, tirando la carne al asador para asegurarse el primer lugar en el grupo H. 

Nicolás Ramírez. Tw: @nicolino1710