El ADN del Madrid lo hizo de nuevo

Con Sergio Ramos como auténtico líder, el Real Madrid se impuso esta mañana por 3-1 ante el Barcelona y se quedó con el clásico español en contra de todo pronóstico, en el Camp Nou.

Imagen: El Comercio Perú

El conjunto azulgrana llegaba con muchas dudas, en pleno proceso de recambio de jugadores, de crisis en el vestuario, pero llegaba al clásico un poco mejor, ya que perdió en liga, pero en Champions goleó por 5-1 al Ferencváros y eso les daba un impulso anímico importante para recibir en su estadio al partido más atractivo del fútbol mundial, que es nada más y nada menos que el Barcelona vs Real Madrid.

Mientras que el equipo blanco llegaba al clásico de la peor manera, con una derrota en liga ante el Cádiz, que es un equipo recién ascendido en esta temporada, y también de una derrota entre semana contra el Schakhtar Donetsk, ambas en condición de local. Mucho se habló en la semana de una posible dimisión de Zidane, de que si Sergio Ramos llegaba o no al partido, pero finalmente pudo llegar y fue pieza clave para el resultado.

En cuanto al partido, hace muchísimo tiempo que no se veía un choque de esta magnitud, mucha intención y actitud por parte de los dos equipos, con mucha emoción, con mucha juventud que se hizo protagonista en el partido, pero con ciertas decisiones que fueron claves para cambiar el partido.

Yendo al partido, Barcelona presionó muy alto en la salida del Madrid, casa que provocó que al minuto 5 de partido, Benzema reciba y pivotee muy bien para que Valverde rompa la línea de la defensa rival, y ante un pase filtrado del francés, el joven centro campista quede mano a mano con Neto y ante su achique, se la cambie de palo con potencia dejado el partido 1-0 a favor de los blancos.

No duró mucho el festejo, ya que 3 minutos después, Jordi Alba picó a espaldas de Nacho y recibió un exquisito pase de Messi por arriba, controló muy bien, llegó hasta el fondo y la cedió al medio para que el chico sensación, la mayor promesa del Barcelona Ansu Fati la acomode en el segundo palo ante la salida de Courtois poniendo rápidamente el partido 1-1.

Imagen: El Comercio Perú

En el minuto 23, Messi la bajó de pecho dentro del área, y en una gran maniobra, dejó pagando a Sergio Ramos e intentó definir al primer palo, pero la mano salvadora de Courtois le dijo que no. Saliendo de contra en esa jugada, el Madrid tuvo el 2-1, cuando Kroos la jugó al medio en un pase de la muerte a Benzema que definió incomodo al medio por la intensa marca de Jordi Alba.

Poco más de este primer tiempo, como antes se mencionó, fue de ida y vuelta y de mucha intensidad por parte de los dos equipos, una cosa preocupante para el Madrid, fue que Nacho se lesionó al minuto 40 y en su lugar entró Lucas Vázquez, que tuvo un segundo tiempo muy bueno. La segunda parte comenzó, con total dominio del equipo culé, que poco a poco fue bajando la intensidad.

La jugada clave del partido, llegó al minuto 60, cuando en un tiro libre, Lenglet tomó bruscamente la camiseta de Ramos dentro del área azulgrana. El árbitro fue a revisarla al VAR, y determinó penal, que con mucha tranquilidad, hizo efectivo el histórico capitán blanco poniendo el partido 2-1 a favor del madridismo.

Y a partir de este momento, el partido se tiñó de blanco, con los ánimos por el aire, el Real Madrid se agrandó y comenzó a dominar el juego por completo y tuvo muchas ocasiones de liquidar el encuentro, pero las imprecisiones de Vinicius en los últimos metros no se lo permitieron.

Finalmente, con un Barcelona totalmente tirado al ataque, Rodrygo robó en posición de ataque, y llegando al área y ante la salida de Neto, se la dejó a Modric, que estaba en las puertas del área. Al ver esto, el arquero brasileño intentó tapar el posible tiro del croata, que con mucha clase y tranquilidad, le amagó, no una sino dos veces y definió con el exterior del pie para poner el 3-1 definitivo.

Imagen: Libero

De esta manera el clásico español llegó a su fin, con un Real Madrid ganando con mucha personalidad, y con un Barcelona que deja demasiadas dudas. Uno de los apuntados es Koeman, que hizo tres cambios juntos en el 80, sin hacer ninguno antes, otro de los apuntados es Sergio Busquets, que muchos dicen que su ciclo con el Barcelona acabó.

Real Madrid ganó, pero no debe relajarse, ya que la temporada es muy larga y no viene teniendo buenas actuaciones, en caso de querer luchar por algo, deberá plantearse muchas cosas y mejorarlas.

Con este resultado, El Barcelona cae a la posición numero 12 con 7 unidades, pero con 2 partidos menos, y en la próxima jornada visitará al Alavés el sábado a las 17.00 Hs. Mientras que el Real Madrid, con esta victoria se ubica momentáneamente puntero del campeonato con 13 unidades y un partido menos, pero todavía falta que jueguen bastantes equipos mañana para definir como queda la tabla. Y en la próxima jornada, recibirá al Huesca el sábado a las 10 Hs.

RESUMEN DEL PARTIDO:


-Fernando Gorosito/ Tw e Ig: @_fergorosito