Poder decir Adiós, es crecer

Llegó el fin de una era, Lionel Messi deja el Barcelona, club que lo vio crecer fútbolisticamente, y su futuro es una total incertidumbre.
El mundo del fútbol se paraliza, Messi deja el Barcelona. (Foto: Diario AS)

El mejor futbolista en la historia del Barcelona se despide del club luego de 20 años en la institución, donde se formó como jugador y se transformó una leyenda del fútbol mundial.

Gracias a la incapacidad del Presidente, Josep Bartomeu, el futbolista más trascendente en la historia del Barcelona, se despide y de la peor manera. El capitán lo avisó en reiteradas oportunidades y no le hicieron caso. Se cansó de los malos manejos y paso lo que nunca nos imaginamos, la salida del club.

Quizás, son las horas más largas. Donde abunda la nostalgia, ya que, se nos vienen gratos momentos de la Pulga con la camiseta que lo vimos debutar en primera y con el pasar de los años, lo vimos convertirse en el mejor de todos. Me inclino por la palabra tristeza para describir este momento, porque se termina un amor que todos pensamos que era de por vida.

El mundo y una ciudad rendida a tus pies Leo. (Foto: El País)

Pero, su carrera seguirá en otro barco, que a priori todo indicaría que será el Manchester City, donde se encuentra nada más ni nada menos que el creador de la bestia. Pep Guardiola. Y, que mejor destino para Messi que volver a reencontrarse con el tipo que lo convirtió en lo que es hoy en día. Una leyenda de este deporte.

Claro está, que nada será igual. Y suena raro e ilógico pensar que Messi se marcha del Barcelona. Club al cual no tengo dudas que ama y con locura. Y, es por esto que me pregunto ¿Qué llevó a Messi a tomar esta “trágica” decisión? Y sin dudas que fueron las múltiples y constantes malas decisiones de una directiva incompetente. Que dejó ir al hombre que convirtió grande al club.

Un saludo con olor a despedida. (Foto: FC Barcelona)

No quedan palabras para expresar lo que está sucediendo. Pensé que era un sueño, pero no. Es la mismísima realidad. Messi se va y parece que no tiene vuelta atrás en su decisión. Un amor que dijo “basta”. Ahora queda acostumbrarse a la idea del ver al crack rosarino con otra camiseta, lo cual ya suena irreal y creo que nadie pensó que podía suceder. Pero, sucedió por malas decisiones que llevaron al argentino a tomar semejante decisión.

Ese romanticismo de verlo jugar en el mismo club por siempre no será parte de la realidad. Pero, la carrera de Messi continua. Esto no es una despedida, sino que se trata de un nuevo comienzo en la carrera del futbolista más grande de la historia.

Y como decía la increíble melodía de Gustavo Cerati: “Suspiraban lo mismo los dos. Y hoy son parte de una lluvia lejos”. Solo quedaran esos magníficos recuerdos de la pulga con la camiseta culé. Donde lo vimos hacer todo tipo de locura con la pelota en los pies y nos emocionó cada día desde su debut hasta su final.

Sonrían porque sucedió. (Foto: Telemundo Deportes)

Solo queda decir gracias. Un lujo poder ser contemporáneo de este fenómeno del fútbol mundial. Del mejor futbolista que dio el mundo y que lo demostró durante toda su carrera. Pero, ahora comienza una nueva etapa de su vida, donde ira por un nuevo reto. Aunque no tiene que demostrar nada. Si durante 12 años, demostró que es el mejor jugador del mundo con mucha diferencia.

“Poder decir Adiós, es crecer” y claro que sí. No tengo dudas que se viene lo mejor de Messi. Habrá sentimientos encontrados por esta salida histórica, pero lo importante en toda esta historia, es que Messi sea y siga siendo feliz. Y si esta salida es la solución, bienvenida sea, hoy más que nunca del lado Messi de la vida.

Por: Agustín Varela / @VarelaAgustin10