Cae otro gigante y el Lyon avanza

Los franceses vencieron por 3 a 1 al Manchester City de Guardiola y dieron un batacazo más en esta Champions


Aouar festeja la clasificación

En una Champions muy atípica con resultados inesperados, equipazos que quedaron en el camino y eliminatorias a partido único, el destino emparejó al City de Pep ante el Olympique Lyon en cuartos de final luego de superar al Real Madrid y a la Juventus de Cristiano Ronaldo respectivamente. Comencemos por el final.


El pequeño relato que leerán a continuación hace referencia a una jugada decisiva para el resultado final que se dio en el minuto 85 del encuentro cuando los franceses sorprendían a sus rivales venciéndolos por 2 a 1. Los Cityzens no bajaban los brazos e iban en busca del empate. Esto fue lo que ocurrió…


Centro de Jesus al segundo palo, ¡Sterling tiene el empate! ¡NOOOO insólito lo que erró el inglés con el arco vacío! Sacará Lopes en largo ahora. Gana bien en la dividida el Lyon y abren para Aouar por la izquierda, ¡se mete al área y dispara cruzado! ¡Deja rebote Ederson, Dembeléeee GOOOOOL!


La desazón invadió el banco donde se encontraba Guardiola, el español quedaba nuevamente fuera de la Champions y esta vez ante un rival que no estaba en los planes. Desde que se fue de su país, Pep nunca más alcanzó una final de esta competición.


El conjunto francés arrancó el encuentro con gran intensidad. Tal fue así que se pusieron en ventaja al minuto 23 luego de un balón en largo para Toko Ekambi que cortó Eric García y, en el rebote, Cornet aprovechó para definir ante Ederson que había quedado a medio camino tras salir de su arco.


El flojo arranque de los Cityzens es probable que se haya debido al esquema 5-3-2 que eligió Guardiola de inicio, un dibujo que no es muy común en él y que seguramente tampoco era habitual para sus jugadores. Así fue como en todo el primer tiempo si bien controlaron el balón, casi no generaron peligro.


Ya en la segunda mitad, el City se pareció más al que estamos acostumbrados a ver, ya que había vuelto a su clásico 4-3-3 con la salida de Fernandinho y el ingreso de Mahrez. Además, su estrella De Bruyne se había activado y ahora era quien movía los hilos del equipo inglés.


Sería el mismo Kevin De Bruyne quien le diese el empate al equipo de Pep Guardiola al minuto 68 tras un centro atrás desde la izquierda de Raheem Sterling que el belga remató a colocar al palo largo para vencer así al arquero Anthony Lopes.


A partir de allí, el dominio Cityzen fue absoluto, pero dos errores terminarían dilapidando el sueño europeo. Una pérdida en la mitad derivó en un gran pase filtrado de Houssem Aouar que el recién ingresado Moussa Dembelé aprovechó para poner el segundo. El mismo Dembelé anotaría el tercero luego del fallo de Sterling previamente relatado.


El séptimo clasificado en la Ligue 1 sorprendía al gigante inglés y se metía en semifinales por segunda vez en su historia tras llegar a esa instancia en la 2009/10 donde cayó ante el Bayern Munich, su próximo rival en la edición actual y que viene con paso firme tras humillar al Barcelona de Messi.

 


-Leonel A. Porto / Instagram: @leo_porto15