No siguen

Nueva Chicago no es excepción al resto de los equipos del fútbol argentino ni al momento que atraviesa el país por la pandemia. Con el fútbol parado y con la incertidumbre de no saber que va a pasar llegó el mes de julio y con esto llegaron los momentos de desvinculaciones, al igual que en la mayoría de los clubes muchos contratos se dieron por finalizados y como nunca en nuestro país quedaron en libertad de acción cientos y cientos de jugadores.


En Mataderos las bajas comenzaron hace algunas semanas con la ida de Mauricio Asenjo primero y Valentín Viola después, este último arregló en Agropecuario y en el caso de Asenjo seguirá perteneciendo a Banfield luego de la rescisión de su contrato con el torito.
La baja más significante hasta el momento podría ser la de Axel Juárez quién no renovó a pesar de haber jugado una buena cantidad de partidos en el club, Alan Brondino y Adrián González siguieron el mismo camino que Juárez y también quedaron desvinculados a la institución de Mataderos, el caso de Jonatan Fleita es especial ya que había estado dos veces a préstamo desde Unión de Santa Fe y debía regresar si o si al Tatengue.
En las últimas horas se confirmaron las últimas dos desvinculaciones, nombres que ya se manejaban y que no serían los últimos en irse, se trata de Emiliano Trovento y Aldo Araujo, con ellos son 8 los nombres que dejan Nueva Chicago y Omar Labruna deberá afrontar lo que queda si es que se juega, con juveniles.









Cristian Lanza