El Inter dejó pasar una chance única

El partido entre el Inter y el Bologna se divide fácilmente en dos partes. La primera es la instancia que lleva al pela de Lautaro Martínez y lo segundo lo que sucedió después de la ejecución. ¿Se podría decir que el local perdió el partido solo? Es una pregunta tramposa porque no es que el otro equipo no tuvo méritos para marcar un gol, sino que le jugó de igual a igual en muchas ocasiones.

Alexis suma minutos en increíble derrota del Inter de Milán ante ...
La cara de decepción de los jugadores del Inter

La mayoría de la primera mitad fue para el conjunto dirigido por Antonio Conte, pero tuvieron que esperar hasta el minuto 22 para poder abrir el marcador gracias al gol de Lukaku. El delantero belga tuvo un rebote en el centro del área luego de la buena jugada que comienza por Antonio Candreva, quien le tira un cambio de frente para Ashley Young, éste tira el centro para que anticipe el "Toro", de manera efectiva aunque el poste le niega el gol aunque con un poco de fortuna le queda al 9 del Inter, quien solamente tuvo que empujar la pelota.

Esta fue la única gran emoción del primer tiempo ya que no iba a haber otro gol hasta recién el minuto 72 del partido. Antes de llegar al gol, volvemos unos minutos atrás, a los 61, con la acción del penal. Anteriormente habíamos mencionado que el encuentro giró 180 en contra del Inter ya que luego de la tapada del arquero Lukasz Skorupski, el equipo no iba a poder encontrar el rumbo para seguir aumentando el marcador e iba a sufrir 2 goles en apenas 5 minutos. El Bologna, que no había bajado los brazos en todo el partido, levantó vuelvo, aprovechó los espacios que dejó el Inter en defensa. El primero en empatar el partido fue Musa Juwara mientras que su compatriota de Gambia Musa Barrow marcó el tanto ganador para el visitante.

Con este resultado, el "Nerazzurro" se quedó en la 3ra colocación a 4 puntos de Lazio y a un eternidad con respecto a la Juventus, a 11. No deben descuidarse ya que el Atalanta se encunara a tan solo 1 punto

Matias de Cabrera (@matideka)