Entrevista con Juan Miguel Reynoso

Falso Nueve dialogó con el delantero de Estudiantes de Río Cuarto con gran presente en la Primera Nacional. Muy buena disposición del "Chivo" quién habló del presente del club, sus momentos complicados y el futuro del deporte local.


Reynoso tiene 28 años y es de Coronel Moldes, una pequeña localidad a 75 kilómetros de Río Cuarto. Surgido del pueblo como jugador de Alianza Coronel Moldes, enfrentó a Independiente en la Copa Argentina en 2015, el "Chivo" no se detuvo, llegó a Estudiantes de Río Cuarto y tras un paso por Las Parejas (Santa Fe), hoy en día es parte del histórico plantel del "León" militando en la 2° división del fútbol argentino.

-Caracterizado por ser el más bromista del grupo y siempre activo, ¿Te afectó mucho el sentido del humor el encierro de la cuarentena? 
La voy llevando bien, he pasado otros momentos duros, pienso en lo que pase y no me afecta para nada por lo menos por ahora. En estos momentos uno se pone a pensar en la familia, pero hablamos a diario y eso lo deja tranquilo.
 -Todo el plantel toma mucho mate, pero es una imagen de todos los fin de semanas es verte llegar a vos con el mate en la mano. ¿Sos el cebador asignado o se encarga otro?
Desde que estoy acá en el club que siempre ando con el mate para todos lados. Hay un mate en donde vamos a entrenar entonces no hace falta llevar el de casa y tenemos para el vestuario.
"Chivo" pasó más de un año sin jugar por lesión en los ligamentos cruzados, superando 2 operaciones y con pocas chances de continuar jugando fútbol. Todo ese mal trago quedo en el pasado. ¿En los peores momentos que pasaste alguna vez pensaste en retirarte o temiste por tu futuro en el club?
Pase momentos muy duros y muy complicados en la cual las probabilidades de poder jugar y jugar bien eran difíciles, pero jamás se me cruzo por la cabeza retirarme. En mi vida he pasado cosas feas y peores entonces siempre pensaba en eso, en ir a entrenar y poner el mejor humor como lo hacía en los entrenamientos y en la rehabilitación, sabía que ese era mi lugar de entrenamiento por más de un año. También la ayuda de mi familia que estuvieran conmigo en todo momento, en "Corpore", el lugar donde me rehabilité, me han ayudado muchísimo y la verdad que mientras iba a entrenar siempre pensaba en eso, me daba fuerzas y creo que la mejor manera de agradecerles es en la cancha. Por el futuro en el club tuve un respaldo del presidente que, en el peor momento, fue a pasar una tarde conmigo en mi segunda operación que estuve internado apoyándome hablándome de muchas cosas como si fuese un padre, yo no me olvido del gesto que tuvo, como el vicepresidente y muchos dirigentes que se llegaron en el lugar.
Reynoso en Alianza de Moldes ante Independiente


- Ortigoza llegó hace poco al club y lógicamente es un salto de calidad, pero excluyéndolo, ¿A que jugador elegís como el mejor?
Creo que el “Colo” (Cabrera) es un gran jugador, esta en otro nivel y durante todo este proceso ha luchado para estar donde está, que arrancó de abajo, se ha esmerado y esforzado. Uno lo ve día a día, lo ve crecer y se pone contento por él. Yo creo que se merece estar más arriba y ojala lo pueda hacer. Puede sonar egoísta lo que voy a decir y les puede caer mal a algunos, pero ojalá este poco tiempo con nosotros y pueda pegar el salto porque se lo merece.
- ¿Como ves el nivel del fútbol de la zona principalmente de los pueblos?
El fútbol de liga ha cambiado muchísimo. Hay buenos jugadores, lo importante es que hay muchos pibes, pero creo que no toman conciencia de lo que tienen cerca, como un club como Estudiantes, que mira los chicos de la liga y trata de potenciarlos para lograr cosas como hemos hecho estos años, antes tenías que viajar a otro lado para jugar en primera o B Nacional y hoy en día lo tenes cerca. Tienen que esmerarse si quieren llegar, pueden tener todo cerca y vivir del fútbol. Lo veo competitivo, no como los años anteriores, pero lo veo por buen camino.
- ¿Que consejo le darías a ese joven de pueblo que esta jugando y no sabe que hacer?

A un chico de mi pueblo le diría que no baje los brazos. A mí me tocó volver por un problema personal a Moldes y siempre la peleé, siempre entrenando y aprovechar los momentos. Sabemos que en los pueblos siempre traen refuerzos, que es lógico, pero el pibe tiene que saber que siempre hay lugar, que tiene que pelearla y debe acostumbrarse a vivir en la competencia. Yo hice mi carrera futbolística ahí, creí en mí y fui para adelante. En los pueblos es muy difícil, yo fui muy criticado cuando jugué en Alianza, recibía las criticas y mi familia también, pero yo siempre hice la vista gorda y confiaba en mi potencial, pude pegar el salto y cumplir mi sueño. Hoy estoy en un lugar donde siempre quise estar que es la primera nacional. El consejo que les doy es que miren para adelante, sigan luchando por su sueño, se puede vivir tranquilamente del fútbol. Aprovechen y que no se queden con lo que hicieron, sino que vayan por más.
-Por último, ¿Estudiantes asciende?
Yo creo que si todo se termina adentro de la cancha seguramente, somos grandes candidatos, asumimos ese rol y vamos pasos tras paso. Este es un grupo que se ha caracterizado por ir partido por partido. Creo que hemos hecho las cosas bien durante todo el torneo y ha medida que fue pasando hemos demostrado que tener carácter en los partidos y de haber adaptarnos en la categoría. Obvio que si se juega hay grandes chances de que peleemos por un lugar y ascendamos a la Superliga.