Boca reaccionó a tiempo en Ibagué, y empató 2 a 2 con Tolima

El "Xeneize" perdía 2 a 0 con tantos de Castro y Marco Pérez, sin embargo Zárate y Benedetto revivieron al equipo y quedó a un paso de octavos de final.


El partido inició con una rápida jugada de Boca, que en 18 segundos llegó al arco con un remate de Benedetto, pero con el pie alcanzó a salvar el arquero del Tolima.
El "Xeneize" vio que tenía facilidades a la hora de atacar, y fue por más. Tuvo dos oportunidades de anotar de tiro libre, y ambas por la pegada de Mauro Zárate, pero el arquero le ahogó el grito de gol.

Boca mantenía el balón, sin embargo un error en el fondo le costó la apertura del tanteador. Se equivocó Lisandro López, y pagó caro, porque entre Marco Pérez y Castro le quitaron la pelota, y éste último definió luego de  que Andrada saliera a achicar.

Montero, el guardameta del equipo colombiano, poco a poco se fue transformando en la figura del primer tiempo, por las constantes llegadas de Boca. Pero fue crucial en una aparición de Villa por la izquierda, que envió el pase atrás para Benedetto, y el arquero lo cortó. De esa jugada salió una buena contra para el conjunto local, y la aprovechó demasiado bien, porque nació el segundo gol. Esta vez por la derecha, Vázquez mandó un centro alto al área, y Marco Pérez anotó de cabeza.  Hubo cierta complicidad de Andrada, que no salió a anticipar el centro, y cuando el delantero cabeceó, tuvo una tardía reacción que le permitió a Deportes Tolima estirar la ventaja.

Después de varias ocasiones de gol, en las que se lució el portero local, los dirigidos por Alfaro alcanzaron el descuento. Fue tras una buena pared en el área entre Benedetto y Mauro Zárate. El "9" se la dio de lujo al ex Vélez, y cuando Montero salía para achicar, definió al primer palo, con potencia y calidad.

Boca era superior en el partido, pero corría con la desventaja que el equipo de Ibagué se llevó toda la eficacia. Tras  el  decuento, la visita fue en busca del empate, y a los 42' lo logró. Habían combinado bien la jugada entre Nández y Benedetto, y cuando el uruguayo se llevaba la pelota para definir,  Mosquera lo derribó. El "Pipa" se encargó de ejecutar el penal, fuerte y al palo derecho, ante un gigante arquero que se tiró para el otro costado mientras miraba cómo se les escapaba el triunfo.

De cara a la segunda mitad el partido decayó bastante, y prevalecieron las infracciones por encima del juego visto en la primera etapa. No existieron jugadas de peligro hasta el final del encuentro. Pero si fue notable la cantidad de faltas y las imprecisiones en ambos equipos. Para los últimos minutos debió intervenir el árbitro porque se armó un tumulto de jugadores luego de una infracción.

Andrada salvó a Boca en el final, cuando el elenco cafetero fue decidido a encontrarse con el gol de la victoria. El arquero, que estuvo errático en gran parte del encuentro, se quedó con los últimos balones y cerraron el empate. De esta manera el equipo argentino quedó a un paso de los octavos de final.

Tendrá que definir la última fecha de local ante Athletico Paranaense,y sólo una goleada en contra, y una goleada de Tolima o de Wilstermann, dejará fuera de la Copa Libertadores al conjunto de Gustavo Alfaro.

Comentarios