Victoria Verdinegra

Con gol del colombiano Humberto Osorio, San Martín (San Juan) venció a Villa Dálmine por 1-0 en el Juan Carmelo Zerillo y volvió a meterse entre los 32 mejores de la Copa Argentina, luego de casi cuatro años.

Por los treintaidosavos de final correspondiente a la Copa Argentina 2019San Martín (San Juan) eliminó a Villa Dálminepor 1-0 a través de la única conquista del colombiano Humberto Osorio y dicho sea de paso, el cuadro Verdinegro volvió a meterse entre los 32 mejores del certamen, luego de casi cuatro años. Ahora, esperará al rival que saldrá del ganador entre Newell’s y Villa Mitre(Bahía Blanca), quienes se verán las caras este domingo a partir de las 17:10 horas.

El primer tiempo demostró un nivel bajo, donde el Santo sanjuanino intentó monopolizar la posesión del balón, pero no pudo alterar la estructura ordenada de Villa DálmineEl Viola generó la primera y única llegada suya de la etapa inicial, cuando Fabricio Brener logró lastimar con un centro cruzado a Germán Lesman que no llegó a conectar para empujar al arco. Por su parte, San Martín respondió a través del cabezazo de Osorio que pasó por arriba del travesaño.

En la etapa complementaria, el equipo comandado por Walter Otta salió más dispuesto a buscar el partido y se acercó al gol, tras un mano a mano entre Lesman y Luis Ardente. La jugada terminó con un disparo del ex atacante de All BoysHuracán y Defensoresde Villa Ramallo que se marchó cerca del segundo poste.

A los 17 minutos del segundo tiempo, un balón largo al atacante paraguayo recién ingresado Pablo Palacios Alvarenga (entró por Martín Bravo) hizo que bajara la pelota de cabeza para asistir a Osorio, quien definió con un furibundo remate al arco, para sellar el 1-0 parcial a favor del Verdinegro.

Posterior a eso, el cotejo tomó más fuerza ya que la escuadra campanense se animó y no bajó los brazos a la hora de buscar el empate. Un testazo de Martín Comachi (reemplazó a Lesman) por encima del travesaño, fue la ocasión destacada que tuvo el Viola de Campana.

Sin embargo, la fricción se hizo dueña del encuentro y las emociones continuaron siendo escasas, aunque el elenco dirigido por Rubén Forestello tuvo la posibilidad de aumentar la ventaja y sentenciar su clasificación a dieciseisavos, como un remate cruzado de Federico Milo que exigió al arquero Juan Dobboletta y otro del mediocampista Gustavo Villarruel finalizado con la misma secuencia.

Finalmente, San Martín eliminó a Villa Dálminepor 1-0 y luego de tres años, ocho meses y seis días volverá a disputar los dieciseisavos de final. Cabe recordar que en aquella instancia, se enfrentará con el ganador de Newell’s y Villa Mitre. Por su parte, el Campanero apuntará sus cañones a seguir peleando por el ascenso directo a Primera División (figura quinto con 30 puntos, a nueve del líder Sarmiento de Junín).

Comentarios